SOCIEDAD

Los cadetes realizaron un escrache contra Glovo

Los cadetes realizaron un escrache contra Glovo

Miembros del gremio Asimm, que encabezaron el reclamo, exigen a funcionarios provinciales y municipales que hagan controles.

Trabajadores de servicios de cadetería y mensajería realizaron el viernes pasado un escrache frente a las instalaciones de donde funciona Glovo, la aplicación de cadetería que recientemente desembarcó en Salta. La casa donde hicieron la manifestación está en el pasaje Arteaga.

"La inacción terrible de los gobiernos provincial y municipal nos llevó a manifestarnos. Ellos no se hacen cargo de nada. Supimos que había una reunión en la sede de Glovo y fuimos a hacer nuestro reclamo. Salieron a llamar a la Policía, pero solo tocábamos bocina unos 40 trabajadores", explicó Carlos Cruz, secretario general de la Asociación Sindical de Motociclistas, Mensajeros y Servicios (Asimm).

Glovo es una empresa española fundada en Barcelona en 2015. La compañía presta un servicio de mensajería a pedido que compra, recoge y entrega productos pedidos a través de su aplicación móvil.

Mensajeros y cadetes salteños apuntan contra este tipo de aplicaciones acusándolas de precarizar una actividad que desde el principio registra elevados indicadores de informalidad.

"Las aplicaciones vienen a precarizar de manera impresionante. De por sí las mensajerías ya tienen un alto índice de trabajadores totalmente en negro en nuestra ciudad y con estas aplicaciones funcionando así el cuadro empeora", dijo Cruz.

En ese sentido, Asimm presentó un proyecto de ordenanza en el Concejo Deliberante para regular la actividad de las aplicaciones. Los trabajadores ya se reunieron con ediles para establecer los puntos a tratar.

"No queremos coartarle la libertad laboral a nadie. Ningún trabajador se merece que un sindicato luche para un sector y no para el otro porque la libertad de trabajo es para todos. Solo queremos acabar con la precarización y este proyecto se tratará en su totalidad. Es muy ambicioso. Regula la actividad en la parte laboral y comercial. Los trabajadores tienen que tener seguridad", dijo el referente. Según datos del gremio, en la ciudad hay 800 trabajadores de delivery, es decir, reparto domiciliario y unos 1.500 mensajeros totalmente en negro que se dividen en unas 33 cadeterías.

Anticipó que hoy está prevista una reunión con el secretario de Gobierno municipal, Ricardo Villada, y también podría participar el intendente Gustavo Sáenz. Días atrás presentaron una nota al Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom). "Como este ente regula la actividad postal y el servicio de mensajería le solicitamos que las aplicaciones sean bloqueadas o que cumplan con la ley de contrato de trabajo", puntualizó Cruz.

Prohibición

El 10 de abril pasado, el juez en lo Contencioso Administrativo y Tributario 2, Roberto Gallardo, ordenó a la Ciudad de Buenos Aires que "prohíba en forma inmediata" el funcionamiento de las empresas de delivery y mensajería en bicicleta y moto como Rappi, Glovo y Pedidos Ya que actuaban dentro de la capital hasta que acrediten "judicialmente la adecuación" a los requisitos legales estipulados por la normativa de tránsito vigente.

"En Buenos Aires la ley regula las aplicaciones y es importante que en nuestra provincia también se haga. No hay que olvidar que el 12 de abril Ramiro Cayola, un ciclista trabajador de la aplicación Rappi murió en un accidente de tránsito y nadie se hizo cargo", recordó Cruz.

Por último, bregó: "Que los compañeros de las aplicaciones se acerquen al gremio, conozcan sus derechos porque hemos detectado muchos casos de personas como amas de casa, jóvenes, que en sus tiempos libres hacen repartos de esta aplicación nueva".

La sede de la Asimm está ubicada en Sarmiento 912. Su teléfono es 387-4712973.

Fuente de la Información: El Tribuno



MÁS DE SOCIEDAD